Sábado, 2 de Junio de 2018 | 8:04 pm

Del cielo al infierno en cinco días: cronología de la crisis que se desató en el Real Madrid tras alzar la Champions League

Del cielo al infierno en cinco días: cronología de la crisis que se desató en el Real Madrid tras alzar la Champions League
Del cielo al infierno en cinco días: cronología de la crisis que se desató en el Real Madrid tras alzar la Champions League

infobae

Todavía hervía la celebración por la tercera Champions League consecutiva. El Estadio Olímpico de Kiev vibraba a las espaldas de Cristiano Ronaldo, con una comunión entre jugadores y aficionados. El portugués encendía la mecha de un infierno que, al parecer, todavía no alcanzó su punto de ebullición.

"Ahora es el momento de disfrutar y en los próximos días daré una respuesta a los aficionados, que esos sí han estado siempre de mi lado. Fue muy bonito estar en el Real Madrid, en los próximos días yo hablaré", disparó el portugués ante la transmisión oficial del certamen.

La alegría por haber tocado el cielo con las manos sería efímera. El Real Madrid iniciaba un veloz proceso de caída libre rumbo al infierno de la crisis.

El vestuario tomó apuntes de lo ocurrido y el capitán Sergio Ramos fue el encargado de transmitir el reproche por su actitud, según publicó el diario MARCA"Cris no está bien lo que has hecho, no era el momento adecuado de decirlo. No insistas".

No era el único que marcaba el paso en el sendero de salida del Merengue. Gareth Bale, héroe en Ucrania, advertía casi al unísono de Cristiano que su adiós era una posibilidad cada vez más latente. El segundo escalón rumbo al averno.

"Obviamente necesito jugar cada fin de semana, algo que no ha ocurrido esta temporada. Tengo que sentarme con mi agente y hablar", se confesó el galés.

El vestuario comenzaba a desmembrarse de manera inesperada. Los rumores de conflictos entre los bandos que manejan las entrañas del club madridista comenzaron a ocupar cada vez más espacio en los medios.

La interpretación de los gestos de Ronaldo en la celebración del Real Madrid mientras daba su discurso el presidente Florentino Pérez abrieron un nuevo capítulo y sembraron una semilla de conflicto entre el líder de la entidad y la máxima estrella.

Cuando el clima parecía escampar, la interna recrudeció del peor modo y deglutió la cabeza de uno de los procesos más exitosos de la historia de la institución: Zinedine Zidane.

El entrenador francés se presentó ante Florentino e hizo estallar otra bomba en apenas cinco días: tomó la determinación de abandonar el cargo tras dos años y medio en los que conquistó nueve títulos.

Los modos en los que se gestó su adiós no hicieron más que alimentar rumores de problemas. El presidente se enteró pocas horas antes de que la noticia se comunique a la prensa y el técnico le informó al plantel por un simple mensaje.

"Me causó un gran impacto esta decisión", reconoció Florentino, quien dejó en claro su malestar por la situación con gestos elocuentes en la conferencia y manifestaciones que retumbaban ante su silencio.

Zidane se explayó para explicar su salida, aunque dio pocas precisiones. Sin embargo, su incomodidad se expuso cuando intentaron relacionar su partida con la crisis de Cristiano. "No, para nada", se limitó a decir.

"Creo que es el momento, creo que los jugadores necesitan un cambio. Si no veo claramente que vamos a seguir ganando como yo quiero, llega un momento en el que es mejor cambiar", declaró, dejando un mensaje que bien se puede leer entre líneas.

Algo queda claro: puertas adentro la situación en el Madrid es caótica. La tensa calma que se respira en las inmediaciones vivió un nuevo capítulo en las últimas horas con la partida del entrenador. Un nuevo orden comienza y todavía no está en claro quiénes serán los protagonistas de la historia que se iniciará.

Fotos: Shutterstock

pixel
Temas relacionados:

Noticias

Déjanos tus comentarios