lunes 18 de julio 2016

La brutal y honesta mirada de una joven sobre la reducción de senos que causa revuelo en Instagram

Tras la cirugía Talia comenzó a usar talla 38DD de brasier y, pese a que todos la felicitan, el proceso ha sido más duro de lo pensado.

Un antes y después alborota no sólo a Instagram, sino también a Talia Derby, una joven estadounidense que vivió una serie de complicaciones por el gran tamaño de sus senos, las que dejó atrás gracias a una operación de reducción mamaria.

La joven tuvo que lidiar con problemas físicos y de salud por tener un busto más grande que el promedio. Antes de la intervención, usaba talla 38J de brasier, por lo que durante mucho tiempo evitó usar trajes de baño o ropa que llamara la atención.

Asimismo, Talia no podía realizar ninguna actividad física dado el fuerte dolor de espalda que le causaba, sin mencionar los problemas que tenía para dormir.

"Básicamente dejé de tratar de salir y divertirme porque me dolía", comentó la joven al programa Today.

Por lo mismo, el pasado 22 de junio se sometió a una reducción de busto, la que documentó en su cuenta de Instagram, donde también reveló los duros momentos que enfrentó, además de mostrar su comentado antes y después.

"Estaba cansada de ser tratada como un pedazo de carne. No quiero que la gente me siga notando sólo por mi busto. Si iba a una cita, era como si nada más importara acerca de mí… Me gustaría dejar de ser excesivamente sexualizada en todo lo que llevó", apuntó la chica.

 

I'm gonna go catch all the Pokemon?

Una foto publicada por Lala<3 (@pretty_kitty_meow) el 11 de Jul de 2016 a la(s) 6:04 PDT

Tras la intervención, Talia utiliza copa D y, aunque la mayoría de la gente la felicita por tener "el cuerpo que siempre quiso", nadie habla de los efectos psicológicos que conlleva.

"No me siento menos femenina, pero sí menos como yo misma, porque esa fue una parte importante de mi identidad, así que perdí una parte de mí. No me arrepiento de nada de lo que hice, porque sé que esos sentimientos pasarán y me acostumbraré a quién soy ahora, pero por ahora apesta", concluyó la estadounidense.

Cerrar